Rehabilitación y distinción, el mueble virreinal como dispositivo de reafirmación social en Chile

Martínez, Juan Manuel

Historiador del arte y curador independiente, actualmente cursa el programa de doctorado en Estudios Americanos de la Facultad de Artes Liberales de la Universidad Adolfo Ibáñez. Santiago de Chile, Chile.

martinez.juanmanuel1963@gmail.com

Etiquetas/Tags: Identidad cultural, Relaciones geográficas, Antigüedades, Tipologías, Relaciones estéticas

Abstract: The rehabilitation and distinction of viceregal furniture, became a device of social reaffirmation in Chile. At the end of the 19th century, there was a resurgence and a new appreciation of colonial furniture in Chile, made invisible as a result of the process of national emancipation, beginning in 1810 and after with the founding of the republic. Due to the trade with the United States of America, England and France, the taste of the social elite in the country changed, regarding the taste and use of its furniture. However, already in the last decades of the 19th century, a kind of rehabilitation of the colonial past can be seen, especially in an assessment of Spanish-Portuguese-American viceregal furniture. Furniture for domestic and also representational use, which was used as devices of distinction and used by the same elite that made it invisible, which gave it a status of collectible and exhibitable objects.

El mobiliario colonial en Chile tuvo un resurgimiento y una nueva valoración a fines del siglo XIX, después de su invisibilización producto del proceso de emancipación nacional, a partir de 1810 y luego con la fundamentación de la república, cuando el comercio con los Estados Unidos de América, Inglaterra y Francia hizo cambiar el gusto de la elite social en el país respecto al gusto y el uso de su mobiliario. No obstante, ya en los últimos decenios del siglo XIX, se puede constatar una suerte de rehabilitación del pasado colonial, especialmente en una valoración del mobiliario hispano-luso virreinal americano. Objetos de uso doméstico y también representacional, fueron utilizados como dispositivos de distinción y utilizados por la misma elite que los invisibilizó. Este tipo de mobiliario fue usado por la elite social local como un elemento que sustentaba su genealogía agraria y social fundadora de un país, en un periodo en que la república acentuaba una visión liberal de la sociedad y ponía en cuestión antiguas relaciones sociales en contradicción con una sociedad en proceso de modernización industrializadora y técnica, en la que se profundizó en las primeras décadas del siglo XX. Por lo que los antiguos muebles del pasado colonial, abandonados o no considerados en las antiguas casas hacendales de la región central del país, comenzaron a ser nuevamente mirados con aprecio y llevados a las mansiones en las principales ciudades del país, Santiago, Valparaíso, La Serena, Copiapó, Concepción y Valdivia, para decorar las mansiones de la elite local. Esta rehabilitación del mobiliario operó a través de coleccionistas y de un incipiente mercado que determinó por parte de la Iglesia y conventos la venta, canjes o intercambios de mobiliario, que iba más allá de las fronteras nacionales y que involucraba a Perú, Bolivia y Argentina, además de un comercio local. En otro aspecto, el cambio de gusto en la Iglesia católica chilena, que acentuó objetos litúrgicos, imágenes y mobiliario francés o italiano que sustituyó lo local o virreinal, con coleccionistas y aficionados, mostrando, además, la escasa estima que tenían estos objetos para el clero, religiosos y religiosas. Gran parte de estos objetos del ámbito eclesiástico provenían del ámbito virreinal andino, pero también fueron trabajos, fruto de artesanos locales, que utilizaron maderas nativas para su fabricación. Un desafío que presenta esta investigación se refiere al relevamiento, la catalogación y el estudio de este patrimonio, en especial el que se encuentra en el ámbito privado, ya que plantea un reto en el reconocimiento de su procedencia y trayectoria, como también el comercio de mobiliario virreinal en Chile en el siglo XIX y en los primeros decenios del siglo XX. Fuentes que muestran las dificultades en las nomenclaturas, presentes en la información de subastas e inventarios, como también en los mismos catálogos de los museos. No obstante, la forma de comprobación de este fenómeno se encuentra en la información que arrojan las exhibiciones y exposiciones oficiales, subastas y prensa. Como también el traspaso de este tipo de objetos a los museos o instituciones públicas ya en el siglo XX, donde actualmente aún se preservan. De la misma manera a través de la prensa y la literatura hay menciones sobre la importancia de estos objetos que dan cuenta de un cambio en la valoración, como un dispositivo de reafirmación social que tuvo el mobiliario virreinal en Chile.

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn

PREGúNTANOS!

Si desea obtener más información sobre el III Congreso Iberoamericano de Historia del Mueble 2020-2021, no dude a ponerse en contacto con nosotros. Estaremos encantados de atenderle.